Traducción de contratos y documentos jurídicos

La traducción de contratos exige competencias profesionales especializadas y diferenciadas.

El propio concepto de contrato no se define del mismo modo en todos los ordenamientos jurídicos, que pueden estar reglamentados, como en Italia, por el Código Civil (civil law) o, como ocurre en el Reino Unido o en Estados Unidos, por el common law, un sistema más flexible.

Para prestar el servicio de traducción de contratos, la competencia del traductor a la hora de elegir los términos técnicos, científicos y comerciales tiene que ir acompañada de un adecuado conocimiento de las equivalencias (terminológicas y de otra naturaleza) entre los diferentes ordenamientos. En caso de interpretación incorrecta o de conocimiento insuficiente de las novedades normativas, de las directivas y de los códigos (Incoterms, Unidroit Principles o CFR, por citar solo algunos), se podrían generar actos ilícitos involuntarios o falsas responsabilidades.

Por lo tanto, estamos ante una tarea nada fácil, ya que son muchos los casos que generan la necesidad de traducir acuerdos entre las partes, como las cartas de intenciones, la documentación preliminar, las convenciones, las ofertas, las licitaciones, las alegaciones, etc., así como la extensa documentación contractual ligada al trabajo y a las obligaciones entre las partes (desde las relaciones bancarias hasta las sucesiones).
Además, incluso una mera transacción para comprar una empresa suele exigir una serie de trámites compleja y articulada. Así, desde que se esboza el borrador preliminar hasta que se aprueba el documento final se suceden numerosas modificaciones, aportadas por abogados, juristas y consultores, en una serie de revisiones frenéticas que preceden al cierre de la transacción.

Un equipo de traductores especializados en distintos sectores, con la colaboración de nuestra red de revisores, juristas y asesores, y la ayuda de las tecnologías más avanzadas (bases de datos y memorias de traducción específicas, potentes plataformas de trabajo, automatización del flujo de trabajo): estos son los recursos que pone TEG a disposición de sus clientes del sector jurídico.

Solo así es posible garantizar la fiel localización de contratos y documentos legales a cualquier idioma, el riguroso control de todas las fases de redacción de documentos y el respeto de los plazos ajustados típicos de este campo. 

 

Documentos contractuales que traducimos con más frecuencia:

Contratos públicos
Documentación preliminar de compraventa
Contratos de alquiler
Contratos de patrocinio
Contratos de compra, fusiones y adquisiciones
Contratos de inversión
Contratos de financiación
Contratos de prestación de servicios
Contratos de diseño, suministro e instalación
Contratos de gestión y mantenimiento de instalaciones
Contratos de agencia
Convenios colectivos nacionales de trabajo

Contratos de licencia
Contratos de colaboración y de asesoría
Contratos de obra intelectual
Acuerdos marco
Acuerdos complementarios
Contratos de afiliación
Condiciones generales de compra y venta
Acuerdos de nivel de servicio (SLA)
Cartas de intenciones
Escrituras privadas
Pactos parasociales
Memorandos de entendimiento
Dictámenes jurídicos
Especificaciones técnicas

 

 



All rights Reserved Trans-Edit Group srl